Mandinga

nazareno_mandinga2 nazareno-mandinga

“Nazareno Cruz y el lobo” Leonardo Favio, 1975

Mandinga (El Diablo, interpretado por Alfredo Alcón) habla con Nazareno Cruz (Juan José Camero), y le pide que interceda por él frente a Dios cuando esté en su presencia:

“Me le vas a decir que estuvistes conmigo, que estoy un poco cansado, sabés?…Que a ver si podemos volver a conversar…

No te olvides de mí! No te avergüences de mí cuando estés frente a Dios, Nazareno! Yo también, si Él quisiera, me repartiría como un pan de amor entre la gente!”

Vanguardia y Kitsch en el cine de Leonardo Favio: Una lectura de Nazareno Cruz y el Lobo

Yamila Volnovich (IUNA-UBA)

…”Basta de películas para cineclub”dirá Favio y afrontando la crisis de las instituciones estatales, ira a buscar en la industria del entretenimiento masivo el dinero que le permita financiar sus películas.

Con Nazareno Cruz y el Lobo el joven director, quien había sido aceptado dentro del círculo selecto de los intelectuales modernos, se vuelca radicalmente hacia un lenguaje popular signado por la incorporación de íconos estilísticos y tópicos narrativos provenientes de la cultura de masas. Este gesto provocó el asombro de aquellos que lo contaban dentro de las filas del “verdadero” arte y, al mismo tiempo, el aplauso “masivo” de los espectadores…      (texto completo AQUÍ)

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

w

Connecting to %s