4. EL ELECTOR

Al hermano le llegó el momento de elegir. Elección injusta, temerosa, arrepentida antes de ser tomada.

Hay vidas a las que nunca les llega la elección, ni su momento. Esos son los bienaventurados, los que siempre pudieron atender a su razón. Pero el alma del hombre sabe que hay una decisión, aunque nunca tenga que tomarla.

«Yo llevo el timón de mi propia vida» piensan algunos, y todo grita -Mentira-.

Nuestro bote no tiene timón y vamos dormitando por el lago de la vida. Despertamos solamente cuando el bote llega a tierra, y allí está la decisión, como un amarre.

La elección es siempre justa, valiente y triunfal. El elector, en cambio, vive arrepentido.

#herauco

Imagen creada por IA https://labs.openai.com/


Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s